Todo lo que debes saber sobre el “Brexit” y el seguro del coche.

By 16 febrero, 2021Noticias

Empecemos por los requisitos legales.

Hasta el 31 de diciembre era suficiente con tener el seguro en vigor, sin necesidad de acreditarlo para acceder a territorio británico. Desde esa fecha, para poder viajar con un vehículo español por el Reino Unido (UK), tendrás que demostrar que el vehículo tiene seguro. Será suficiente para hacerlo con la “carta verde” o cualquier otro documento emitido por la aseguradora. El justificante podrá ser tanto en papel como en formato digital. Este documento debe contener necesariamente el nombre de la compañía de seguros, la matrícula y la marca y modelo del vehículo, así como el periodo de cobertura del seguro.

Por ahora, con esta documentación es suficiente, no obstante, antes de iniciar el viaje conviene consultar la página oficial del gobierno del Reino Unido, en materia de visitas, para tener una información actualizada.

Y un coche británico, ¿Qué documentación tiene que llevar para viajar por España?

Existen una serie de Directivas Comunitarias que permiten la libre circulación de vehículos por los diferentes territorios del Espacio Económico Europeo (EEE). En la Directiva 2009/103/CE, se establece la posibilidad de extender este principio a terceros países, como sería el caso de UK, pero siempre contando con la autorización expresa de la Comunidad Europea. Hasta la fecha no existe resolución al respecto por lo que las autoridades aduaneras españolas o los cuerpos de seguridad del Estado podrán realizar controles de aseguramiento de los automóviles británicos.

Las autoridades aduaneras españolas serán competentes para comprobar la existencia y, en su caso, exigir a los vehículos extranjeros de países no miembros del Espacio Económico Europeo que no estén adheridos al Acuerdo entre las oficinas nacionales de seguros de los Estados miembros del Espacio Económico Europeo y de otros Estados asociados, y que pretendan acceder al territorio nacional, la suscripción de un seguro obligatorio que reúna, al menos, las condiciones y garantías establecidas en la legislación española. Artículo 2.3 RDL 8/2004 por el que se aprueba el texto refundido de la LRCSCVM.

España y el Reino Unido están adheridos al Acuerdo entre las oficinas nacionales de seguros de los Estados miembros del Espacio Económico Europeo y de otros Estados asociados (Convenio Multilateral de Garantía) por tanto según lo dispuesto en la legislación vigente, serán las autoridades aduaneras quienes deban realizar los controles de aseguramiento y establecer que documentación será válida, sin que sea obligatorio hacerlo por medio de la “carta verde”.

Parece lógico que las autoridades españolas actúen recíprocamente a lo que hagan las británicas.

¿Qué ocurre si tengo un accidente con un vehículo inglés tras el Brexit?

Revisados los aspectos legales para demostrar que el vehículo cuenta con cobertura de seguro, llega el momento de resolver que pasa en caso de accidente. Veamos que hacer tras el Brexit en cada colisión donde esté implicado un vehículo inglés.

¿Cómo actuar si sufro un accidente causado por un vehículo inglés en territorio británico?

En el caso de verse implicado como usuario de un vehículo español, lo aconsejable es contactar con la aseguradora española del vehículo. Esta, normalmente, pondrá a tu disposición los medios asistenciales necesarios de que disponga en el Reino Unido.

Si el accidente tiene lugar como peatón, ciclista, usuario de un coche británico o si se trata de daños a los bienes, la reclamación tendrás que hacerla al propietario del vehículo o a su aseguradora.

Conviene revisar antes las coberturas de tus seguros de hogar, coche o viaje, para comprobar si está incluida la reclamación de daños en el extranjero. De haber cobertura, el siguiente paso es comunicar el incidente a la compañía cuya póliza se encuentre afectada.

¿Qué pasa si causo un accidente con un vehículo español en el Reino Unido?

En este caso, la forma de actuar seria idéntica a como lo harías ahora. El primer paso es informar a la aseguradora del vehículo de la ocurrencia del accidente y seguir las indicaciones que den. La compañía se ocupará de atender a los perjudicados del accidente.

¿Qué ocurre si el causante es un vehículo británico y el accidente tiene lugar en España?

Como en el caso anterior, lo primero es informar a tu aseguradora del hecho. A partir de ahí, seguir las instrucciones que recibas ya que será ella quien se ocupe de reclamar por los daños personales o materiales sufridos. En este aspecto, la consolidación del Brexit no aporta cambio alguno, aunque si en su tramitación, como veremos ahora.

¿Puedo reclamar en España por los daños sufridos en un accidente ocurrido en Reino Unido?

La sucesivas Directivas Comunitarias establecieron mecanismos de garantía para que los ciudadanos comunitarios viesen resarcidos los daños sufridos en un accidente de tráfico sin tener que moverse de su país. Es decir, un español puede reclamar en España los daños sufridos en Inglaterra, igual que un británico lo puede hacer en UK por un accidente en España.

Pues el Brexit termina con esta posibilidad, por lo que la reclamación se traslada directamente al lugar donde ha ocurrido el accidente. A partir del 1 de enero, el perjudicado en un accidente, o su aseguradora, tendrá que reclamar allí donde ocurrió el siniestro.

¿Tendré problemas si tengo un incidente con el coche en UK sin que haya otro implicado?

Depende, como diría un gallego.

Determinadas coberturas del seguro del automóvil tienen una limitación geográfica. Normalmente, están cubiertos los daños en accidentes ocurridos en el territorio nacional y en los estados miembros de la Comunidad Europea. La salida de Gran Bretaña de la EU provoca que, lo que antes podía estar cubierto (robo, daños propios, protección jurídica, etc.) ahora quede excluido.

Conviene, antes de emprender el viaje, repasar las coberturas de la póliza y en caso de duda consultar con la aseguradora o el corredor de seguros.

Conclusión.

Cerca de 8.000 camiones viajan semanalmente desde España a UK. Otros cientos de vehículos lo hacen diariamente a Gibraltar (territorio de Reino Unido) por lo que todos ellos se ven afectados por las consecuencias del Brexit en relación con el seguro del automóvil.

A partir de ahora, antes ponerse en marcha para ir en coche a Londres o Gibraltar, conviene:

  1. Revisar que tenemos la documentación con la que acreditar en la frontera que el vehículo tiene seguro y que se encuentra en vigor.
  2. Aunque no difiera mucho de la practica ordinaria, conviene saber actuar con ocasión de un accidente en el que se vea implicado un vehículo británico.
  3. Saber que las reclamaciones de los daños ya no se pueden hacer desde España, sino que habrá que plantearlas en el lugar de ocurrencia.

Fuente: carlosdestrada